El padre Alfonso del Castillo, superior de todos los pueblos en 1687.